Cuatro largos años de espera que hoy saben a gloria. Roberto Carballés derrotó este viernes a Nicolás Jarry en Quito (2-6, 6-3, 7-6) para avanzar a las semifinales de un torneo ATP, algo que solo había firmado en Casablanca en 2014 partiendo desde la fase previa.

Esta vez el camino ha sido el mismo, pero en Ecuador. El tinerfeño, que pertenece a la Academia Equelite de Villena, se queda así a un paso de su primera final profesional y se asegura ingresar en el top 100 el próximo lunes.