Es, sin lugar a dudas, el gran futuro del tenis nacional, y con sólo 15 años. Se llama Carlos Alcaraz, es murciano, y a partir de ahora será entrenado por Juan Carlos Ferrero. Una sociedad que está llamada a dar gratos frutos al tenis nacional.

El pasado mes de julio, Alcaraz se proclamaba campeón de Europa sub'16 con un año menos. Casi nada. Venció en la final al tenista danés Elmer Moller por un 6-4, 6-3. Por lo tanto, este jugador continúa su camino poco a poco y va progresando de manera excelente.

Con tan solo 15 años, este murciano está revolucionando el tenis continental y su triunfo en el Campeonato de Europa sub'16 confirma la notable trayectoria que ya vaticinaba el hecho de haber conseguido sus primeros puntos ATP a los 14 años, cosechar su primer título ITF Junior (en Castricum, Holanda) y llegar a cuartos de final de un ITF Future (en su ciudad natal).

Juan Carlos Ferrero, ex número uno mundial, tenía muchas novias para seguir entrenando en el circuito profesional después de su última experiencia con Alexander Zverev. El valenciano, aunque villenense de adopción, sin embargo, aceptó un ilusionante proyecto en agosto, que va más a largo plazo. Ferrero se ha convertido en el primer entrenador de Carlos Alcaraz, que va batiendo récords de precocidad a la misma velocidad que acumula títulos.

El primer objetivo es entrar en el cuadro júnior de la próxima edición del Open de Australia. Para ello, la joven promesa tiene que estar en el 'Top50' del ranking ITF y se jugará esa condición en los torneos de Pontevedra y Sanxenxo en el mes de octubre. Ferrero se estrenará allí como técnico.