Pablo Carreño Busta dejó un muy buen sabor de boca en su debut en la Copa de Maestros. A pesar de no lograr la victoria, demostró porque se encuentra entre las 10 mejores raquetas al final de temporada. La grada se mostraba encantada con el espectáculo y mostró un gran apoyo hacia el español.

Pablo pierde así la oportunidad de clasificarse a semifinales, ya de por si complicadas por contar con un partido menos, y disputará el viernes un último partido contra Dimitrov. Una nueva oportunidad para seguir ilusionando de cara a un 2018 que se prevé como uno de los años más competidos de los últimos años.

Quien sí que tiene serias posibilidades para clasificarse es Alexander Zverev. El pupilo de Juan Carlos Ferrero está demostrando un gran nivel en el torneo y se jugará a un partido su presencia en semifinales. A las 21.00 hora española, Jack Sock será su rival por esa plaza.